Tonificar, dotar de elasticidad a la piel, acelerar los procesos de renovación del organismo… Las zonas tratadas cambian su funcionamiento interior, optimizándolo, para mejorar su aspecto exterior.

TÉCNICAS

Consiste en el calentamiento profundo y controlado de la dermis para provocar una serie de reacciones que afectan a la piel y al tejido celular subcutáneo, provocando la reducción de “la piel de naranja”; la eliminación de líquidos y toxinas y aumentando la producción de colágeno en la zona.

Procuran un efecto similar al de la cirugía, pero sin operación. Mínimamente invasivos, reafirman la piel descolgada o con carencias de elastina.

Su uso pautado ayuda a tonificar los músculos y a eliminar la celulitis.

Gracias a los impulsos eléctricos se estimulan los músculos de las zonas a tratar favoreciendo la circulación sanguínea y la eliminación de grasa.

Nombre:

E-mail:

Teléfono:

Mensaje

Acepto la política de privacidad.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR